Miércoles 19.12.2018

Ourense CF 0 U.D. Ourense 0

Por fin llegaba hoy la reanudación del derbi, que el pasado 8 de septiembre tuvo que suspenderse por la tremenda tormenta que cayó sobre la ciudad y el Estadio de O Couto dejándolo impracticable, y la verdad la espera mereció la pena, no ya por la calidad futbolística del partido, que como suele ocurrir en estos encuentros de máxima rivalidad, no fue muy destacable, pero sí por la intensidad y emoción que se vivió en el campo.

Ourense_CF_UD_Ourense
Ourense_CF_UD_Ourense
Ourense CF 0 U.D. Ourense 0

El partido comenzó a una intensidad increíble, puesto que era un partido, pero a 45 minutos, así ya desde el primer minuto se disputó cada balón al máximo, sucediéndose las imprecisiones por parte de los equipos, y sin haber un claro dominador, y así transcurría el juego, hasta que en el minuto 15, nuestro jugador Bruno Pascua, cometió una falta en el medio campo, la cual el colegiado consideró punible de ver la tarjeta amarilla, la cual representaba la segunda, ya que en el encuentro aplazado, durante la primera mitad había visto otra, por lo tanto, esta tarjeta acarreaba la expulsión de nuestro jugador, quedándose nuestro Ourense CF con uno menos. A partir de ese momento, la UD Ourense, al contar con un jugador más sobre el terreno de juego, trató de dominar el encuentro controlando más el balón y moviéndolo, pero nuestro Ourense CF, supo juntar bien líneas y aguantar bien, buscando siempre una salida de balón rápido por banca con un Iago Beceiro muy activo al igual que Rober, y no fue hasta el minuto 28, tras un córner forzado por Rubén Arce, cuando la UD Ourense dispuso de su mejor oportunidad tras una serie de rechaces en el área, el balón le llegó a Hugo García y su disparo desde el área pequeña se fue rozando el palo izquierdo de la meta de Diego.

A partir del minuto 30, los dos entrenadores, empezaron a mover el banquillo, y así entraron tanto Raly Cabral por parte de nuestro Ourense CF como Óscar Fondevila en la UD Ourense, poniendo a las claras ambos entradores lo que buscaban, uno un mayor control en medio campo para a través de posesión crear superioridades, y máxime en un equipo que jugaba en inferioridad y el otro, nuestro Fran Justo, un jugador rápido para poder coger algún balón en una contra y poner el partido en franquicia, pero sin embargo, el partido seguía sin un dominador claro, y con un intensidad increíble en cada disputa, que provocaba tarjetas en ambos bandos, pero siempre por disputadas con fuerza y nobleza, y así, se llegaba a las postrimería del partido, en donde con el tiempo ya cumplido, nuestro Edu Otero, gozaba de la oportunidad más clara del partido, tras un balón largo que peina muy bien Raly Cabral para prolongar el balón al desmarque en profundidad que realizaba Edu Otero, que disponía de un mano a mano con Pato, que resolvía con un auténtico paradón el cancerbero de la UD Ourense para evitar el gol. Y así se llegaba al final del encuentro con un reparto de puntos entre dos equipos que lo dieron todo sobre el césped.

Destacar el gran ambiente y la deportividad vivida en la grada entre ambas aficiones, que nos hace presumir de derbi en Ourense.

Comentarios