sábado 18.01.2020

Ourense CF 2 SD Compostela 2

Ayer visitaba O Couto, el líder de la tercera la SD Compostela, en un partido en el cual estaba en juego el liderato de la categoría y la verdad, el numeroso público que se congregó en el coliseo ourensano pudo disfrutar de un buen espectáculo futbolístico, con goles, calidad y emoción, puesto que el empate del Ourense llegó en el tiempo de añadido, gracias a un frentazo de Cassio que ponía el 2-2 en el marcador.

DavidMartinez_OurenseDeportivo (118)
DavidMartinez_OurenseDeportivo (118)
Ourense CF 2 SD Compostela 2

El partido comenzó ya desde el primer minuto con los dos equipos tratando de imponer su juego y llevar el tempo del partido, y así a los cuatro minutos, tras una buena jugada por la banda izquierda del ataque del Ourense, Iker Revuelta le sirve un balón en profundidad a Murilo que supera a su par y se presenta escorado hacía a la izquierda en el área pequeña del Compostela, picando el balón por encima de Pato buscando un rematador al segundo palo, pero Adri Castro no llegó por poco, y justo en la contra de esa jugada, también por la izquierda del ataque del Compostela, Pablo Antas realiza una gran galopada y se interna por la izquierda hasta sacar un gran centro al segundo palo en el cual Hugo Sanmartín sin dejarla caer conecta una gran volea de primeras que se cuela en la portería de Parra poniendo el 0-1 en el marcador y el partido cuesta arriba para los intereses del Ourense.

Pero el Ourense, no se vino abajo y se hizo con el control del juego en el medicocampo, con un Renan y Cassio que imponían su ley, y así a los 21 minutos, y tras un córner botado desde la derecha por Pibe, este sirve un gran balón al corazón del área donde aparece la cabeza de Adri Castro para conectar un gran cabezazo que iba dirigido al palo derecho de la portería defendida por Pato y remachado a la red por Cassio para poner el 1-1 en el marcador. A partir de ahí llegarían unos minutos de dominio alterno en el cual los dos equipos mostraron un gran manejo de balón y saber muy bien lo que hacen en el campo, pero en el tramo final (10 minutos finales) de la primera parte, el Compostela impuso su ley, y así tras un fallo en el pase de Iker Revuelta, el balón le llegó a Brais Abelanda, que galopó y se internó en el área y cuando la defensa del Ourense iba a quitar su disparo, el rebote en el despeje de Cassio, le da nuevamente en la pierna de Brais Abelenda, dibujando una parábola perfecta al palo izquierdo de la portería de Parra, para poner el 1-2 en el marcador, en el minuto 39 de la primera mitad, a partir de ahí, el Ourense quiso sobreponerse, pero sería ya en el último minuto de la primera mitad, cuando el Compostela, tras una jugada por la izquierda de su ataque, sacó un gran centro al corazón del área que nuevamente Hugo Sanmartín remató de cabeza, pero cuando parecía que el balón iba a entrar apareció la cabeza de Adri Castro para despejar el peligro y evitar el tercero del Compostela, y así con esta acción se llegaría al descanso con 1-2 en el marcador y todo por decidir.

El segundo tiempo, empezó con un gran ritmo y con un Ourense CF que salió enfurecido desde el primer segundo y en busca del empate, y así a los tres minutos de la reanudación, y Murilo por la banda izquierda realiza una gran galopada yéndose de su par y poniendo un centro centro del área pequeña donde aparecía Renan para conectar su remate que se iría rozando el palo izquierdo de la portería de Pato, en lo que sería una gran ocasión para la igualada del Ourense, a los ocho minutos de la reanudación, nuevamente Renan, realiza una gran jugada en la frontal del área y conecta un disparo desde la media luna del área que se va fuera, pero el Ourense seguía insistiendo en busca del empate, mientras que el Compostela, espera esa ocasión para conectar esa contra que casi matara el partido, pero el Ourense controlaba el medio campo, con un Cassio y Renan que robaban y distribuían balones para buscar ese gol del empate que se resistía, y así en el minuto 60, era Fran Justo, el que buscaba un poco más de punch arriba y realizaba el primer cambio, sacando a Iker Revuelta, e introduciendo a Martín Lamelas para meter un punto más de intensidad, si cabe, arriba, pero a pesar de que el Ourense lo intentaba, pasaban los minutos y el gol del empate, no llegaba, y por eso el Compostela, en el minuto 65 aprovechó lo mayores espacios que dejaba el Ourense para lanzar un contra casi mortal por la derecha por mediación de Miki que se planta en área y conecta un zapatazo el cual se encuentra con un respuesta increíble de Parra para realizar un paradón para salvar a nuestro equipo, y nuevamente en el rechace es Abelenda el que vuelve a disparar y entre Parra que se levantó como un gato y nuestra defensa, consiguieron desbaratar el peligro para evitar el tercer gol del Compos, que serían prácticamente la sentencia al partido, a partir de ahí, nuestro Ourense tiró de corazón más que de cabeza, y en el minuto 80, entraría Rubén Martínez por Manu Mariña, para buscar más profundidad e irse al ataque con todo, empujando y empujando con una grada que seguía creyendo, y así poco a poco, en estos minutos finales, el Ourense empezó a embotellar al Compostela en su área, hasta que en el tiempo de añadido, Renan quita un córner desde la izquierda del ataque del Ourense para poner el balón al segundo palo dónde Cassio entró como un auténtico obús y se levantó al cielo ourensano para conectar un frentazo demoledor para poner el 2-2 definitivo en el marcador y hacerle el mejor regalo posible a la afición ourensanista, que no es otro que seguir soñando con este equipo y manteniendo la ilusión, puesto que podrán ganar o perder pero siempre compiten y nunca se rinden, y así con esas premisas y mucho trabajo, es la única manera de poder lograr los objetivos.

Enhorabuena chicos, os merecéis que los Reyes Magos os traigan todos vuestros deseos, puesto que vuestro comportamiento, trabajo, entrega, lucha y méritos de este año 2019 han sido increíbles, por eso, desde el Ourense CF le pedimos a los Reyes Magos, que este año 2020 en lo deportivo nuestro equipo pueda mantener la misma línea que en el año 2019.

Por último también remarcar el gran colorido y ambiente vivido hoy en las gradas de O Couto que estaban abarrotadas y en las cuales se vivió un gran ambiente y muy sano de fútbol como debe ser, con una afición ejemplar como la del Compostela, a la cual y a su equipo les deseamos la mejor de las suertes en lo que resta de competición.

Comentarios